Un catalán en la casa cardenal

Gaspar Calvet, un antifranquista exiliado en Colombia, se vinculó a Independiente Santa Fe como ayudante de las divisiones inferiores y llegó a ser utilero del club. La historia la cuenta Daniel Samper Pizano en su libro sobre la sexta estrella santafereña.

catalan cardenal mini

Gaspar Calvet (centro) en la casa cardenal con otros empleados del club

Gaspar Calvet es un catalán de 56 años que, hace más de quince, ayudaba a Jorge Peñaranda a entrenar las divisiones inferiores. Después siguió colaborando con el club y desde 1964 entró en nómina definitivamente.

Desde que se vino de España por seguir sus ímpetus antifranquistas, no ha asimilado nada del hablado bogotano y sigue tan catalán como siempre. En el club muchos dicen que es tacaño; Luz Marina de Ayala, la secretaria de gerencia, lo molesta y le dice “michicato”. Pero lo cierto es que en su oficio de utilero y ecónomo es forzoso el ahorro.

No sólo es parco en el club sino también en su vida personal. Que Gaspar recuerde, la última vez que echó la casa por la ventana fue en noviembre del año pasado, cuando murió el generalísimo Francisco Franco.

‘Nos reunimos con otros españoles exiliados, preparamos una paella a la valenciana como pocas veces se había visto en Bogotá y tomamos vino a rodos para celebrar’”.

*Tomado de “Así ganamos. Cómo fue campeón Santa Fe en 1975”, de Daniel Samper Pizano. Bogotá, 1975

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s