La “final capitalina” fue albirroja

El único título que han disputado Santa Fe y Millonarios (la Superliga de campeones 2013) fue para el Expreso Rojo

Foto: Guillermo Torres

Por Camilo Rueda Navarro

Los dos tradicionales equipos de Bogotá, Independiente Santa Fe y Millonarios, protagonizan el clásico más importante del fútbol colombiano. El único que se ha disputado ininterrumpidamente desde la creación del torneo profesional.

Sin embargo, y a pesar de haberse enfrentado a lo largo de siete décadas en varias competiciones oficiales, nunca se habían encontrado entre sí para definir un título. En el 2011, con la reforma al sistema de campeonato y con su clasificación a semifinales por llaves diferentes, se abrió esa posibilidad.

Santa Fe se había traído un empate de su visita al Once Caldas, y Millonarios ponía un pie en la final al ganarle 3-0 a Junior en la ida. La prensa deportiva y los hinchas hablaron entonces de la posibilidad de una “final capitalina”.

Pero en los partidos de vuelta, Junior empató la serie y se impuso en los penales, mientras que Caldas ganó 2-1 y fue el otro clasificado. El esperado duelo bogotano se quedó sin sus dos invitados.

Hacia la final bogotana

En el campeonato siguiente, Santa Fe consiguió su séptima estrella tras 37 años de espera. Y un semestre después, y como había pasado ya en cuatro ocasiones, Millonarios consiguió el título subsiguiente.

La obtención de las estrellas del 2012 por parte de los equipos bogotanos los puso automáticamente en el camino para disputar la Superliga de campeones, un trofeo creado ese mismo año para enfrentar a los dos ganadores de la temporada. Por fin se daba la expectante “final capitalina”.

El 24 de enero del 2013, en el estadio El Campín, y con el equipo azul como anfitrión, se disputó el juego de ida. Luis Carlos Arias abrió el marcador para Santa Fe con un zurdazo desde fuera del área. Igualó Pedro Franco, pero Arias volvió a anotar, esta vez de cabeza, pese a su corto 1,67 de altura.

Arias celebra con Wílder Medina

Arias celebra con Wílder Medina

El primer duelo finalizó 2-1 a favor de Santa Fe, “visitante” en el papel, en un juego recordado por la emotiva celebración que protagonizó Wason Rentería tras convertir un “gol” en una jugada invalidada.

El encuentro definitivo fue el domingo 27 de enero, en un estadio mayoritariamente albirrojo. En el minuto 45, Carlos Valdés puso el 1-0 para Santa Fe en una jugada de tiro de esquina. El resto del partido fue de trámite, pues los azules fueron incapaces de dar la pelea por la remontada.

Con victorias en los dos juegos, el primer campeón colombiano se hizo con la Superliga de campeones, el único título que ha disputado cara a cara con su histórico rival de plaza.

Santa Fe ante equipos alemanes

Bayer Leverkusen es el cuarto equipo teutón que enfrenta el Expreso Rojo, que ya había disputado amistosos ante otros dos clubes y una selección

santa fe vs bayer l

El estadio Nemesio Camacho El Campín de Bogotá ha sido el escenario de los tres enfrentamientos que hasta el 2016 había disputado Independiente Santa Fe ante escuadras alemanas. Todos de carácter amistoso.

El primero de ellos fue ante el Bayern Munich, que en 1968 realizó una gira por Suramérica. El 23 de junio de ese año, Santa Fe cayó 3-2 ante los bávaros, que estaban comandados por el legendario Gerd Muller, “El Bombardero”, uno de los delanteros más importantes en la historia del fútbol mundial.

La nómina del Bayern Munich que visitó Bogotá en 1968

La nómina del Bayern Munich que visitó Bogotá en 1968

De hecho Muller anotó dos goles aquel día. La otra anotación teutona fue de Olhmauser. Los locales descontaron a través de Jair Gómez y de un autogol de Olk.

El 4 de febrero de 1973 se dio el segundo enfrentamiento ante un equipo alemán. Esta vez, la selección nacional de la República Democrática Alemana (RDA), o Alemania Oriental. La RDA se impuso 2-0 con goles de Kreische y Dunke. Asistieron 15.852 espectadores al Campín.

El 24 de marzo de 1982, Santa Fe derrotó 3-1 al Borussia Dortmund, también en la cancha del Nemesio Camacho.

El 10 de enero del 2016, esta vez en Orlando (Estados Unidos) fue el cuarto enfrentamiento de Santa Fe ante cuadros alemanes, ante Bayer Leverkusen por la Copa Florida (victoria 1-0 para el equipo europeo).